memorial 19s

cdmx   "la ausencia puede ser la forma más rotunda de presencia" - john pawson

2018 / en sociedad con; taller 2m y colectivo seis

Antecedentes.

 

A raíz del sismo del 19 de septiembre y el colapso subsecuente a nivel nacional nace un movimiento que detona la cohesión social del país, las muestras de unión y fuerza fueron contundentes, y dieron respuesta oportuna a una emergencia latente.

 

Concepto.

 

Este evento es una herida, que como tantas en el país, sigue presente, no queremos ocultar esta cicatriz, más bien enmarcarla con la ausencia, el vacío. El vacío evidencia la ausencia, donde antes hubo un edificio, donde antes hubo vida hoy hay un silencio, el motivo del memorial creemos es el de materializar este vacío.

 

Propuesta.

 

Más que generar un elemento escultórico queremos rescatar el espacio público, y con éste la memoria, que la experiencia remita al sentimiento y la consciencia, por eso proponemos la recuperación del corredor Álvaro Obregón en tres fases, la primera, la construcción del Memorial 19-S, la segunda, la rehabilitación de la banqueta, y en una tercera la rehabilitación del corredor peatonal. El Memorial 19-S se compone por una plaza en 2 niveles, uno a nivel de calle, y otro soterrado, y el edificio desplantado en la parte posterior del terreno que contiene el programa, la materialidad está resumida en tres elementos concreto armado pigmentado, acero, y cobre, de lo que se desprende una cromática significativa, el negro, por un lado haciendo alusión al luto, y por otro absorbiendo la luz y dándole un lienzo a los reflejos del cobre. La plaza a nivel de calle está conformada por 369  placas de cobre de 90x95x1 cm en representación de las víctimas, esta plaza está protegida pues la consideramos un espacio solemne, la luz que refleja la dota de espiritualidad. El acceso principal se resuelve por medio de una rampa perimetral con una pendiente del 6% que conduce al acceso del edificio y termina en la segunda plaza que se encuentra a nivel de sótano, ésta está cubierta por una losa sustentada por contratraves de concreto armado que forman cajones que se aprovecharán para ser un almacén de captación pluvial, agua que será destinada al uso del edificio que contiene el programa. La plaza a nivel de sótano tiene un tratamiento en su pavimento con material natural de características pétreas, se presenta como un lugar para la reflexión que se estructura alrededor del haz de luz que se filtra y aparenta emerger del suelo. El edificio está compuesto por un auditorio de 90.1 m2, una galería de 48.1m2, dos salones de usos múltiples de 22.2 m2 y 25.3 m2, oficinas (área administrativa) de 25.6 m2, y baños de 8.9 m2, todo organizado en un esquema vertical que  permite la ganancia de área libre utilizada para el memorial, y la vida hacia adentro del edificio, el programa propuesto surge en la búsqueda de la multiplicidad de funciones, la transformación de los espacios para servir a diferentes propósitos.

 

Conclusión.

 

Esta propuesta pretende ofrecer un espacio que conmemore a aquellas personas que

perdieron la vida a raíz del sismo, queremos demostrar nuestro más sentido pésame,

condolencia y conmiseración a estas víctimas, de igual manera ennoblecer y condecorar a todos aquellos que hicieron algo al respecto y no se quedaron sentados. Queremos que el recuerdo del 19 de septiembre no se pierda, es nuestra intención que permanezca y se prolongue a las futuras generaciones, que este acontecimiento que dejó una cicatriz en todos los mexicanos aparezca de igual manera representada de forma latente por medio de un espacio en nuestra Ciudad.